Este domingo, durante su programa Toma Nota, Venezuela, el ministro para la Comunicación y la Información, Ernesto Villegas recibió a Eva Gandica, dirigente política zuliana chavista, quien supuestamente fue víctima de “hechos violentos” propiciados por la derecha venezolana.

De acuerdo con las declaraciones de Gandica, en su casa mantenía reuniones de apoyo a las elecciones para la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) y, como consecuencia, “la violencia fascista del país” arremetió contra su propia casa.

Así mismo, la mujer aseguró que, de todo lo que fue destruido y, en buena parte, quemado, solo quedó intacto un cuadro del fallecido presidente Hugo Chávez.

El cuadro quedó intacto. Se quemó un rosario y quedó pegado al cuadro, lo que no se quemó fue el cuadro. Nosotros, por cierto, queríamos que el cuadro fuera llevado a la ANC (…) y, sino, a donde está ahorita Chávez, al Cuartel de la Montaña”, declaró Gandica.

Aseveró que fueron “Dios y Chávez” quienes protegieron a los miembros de su reunión de los “grupos violentos” que los atacaron.

Ernesto Villegas, por su parte, le atribuyó “características especiales” al cuadro.

“Es algo muy llamativo, peculiar, algunos le atribuyen alguna característica, digamos, especial, sobrenatural, alguna cosa no explicable”, comentó Villegas.




Dejar respuesta