El fiscal general de la República designado por la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Tarek William Saab, reconoció este jueves la quiebra de la estatal Petróleos de Venezuela S. A. (Pdvsa).

Cuando se estaba refiriendo a los hechos de corrupción ligados a la petrolera, Saab indicó que más que un desfalco Pdvsa quedó en “la quiebra”.

Responsabilizó de esta situación a Rafael Ramírez, expresidente de Pdvsa, contra quien solicitó orden de captura.

Saab, como abogado, está capacitado para reconocer que el término quiebra, de manera universal, significa que la empresa no tiene capacidad de hacer frente a los pagos que tiene pendientes, reseñó La Patilla.