El ministro colombiano de Hacienda y Crédito Público, Mauricio Cárdenas, afirmó que Colombia tiene pensado solicitar dinero a la comunidad internacional para atender la situación de los venezolanos que llegan al país.

El alto funcionario recalcó además que es fundamental que se comience a pensar en un plan de salvamento financiero para Venezuela, una vez que el presidente Nicolás Maduro abandone el poder.

“También hay que pensar en el plan para la Venezuela del futuro, en el momento en el que se dé el cambio del régimen, porque ese día no nos puede tomar por sorpresa, debemos tener la tranquilidad de que hay un financiamiento internacional involucrando al Fondo Monetario Internacional, al Banco Mundial y al Banco Interamericano de Desarrollo, para que el vecino país vuelva a tener los recursos necesarios para aprovisionarse”, declaró el ministro en declaraciones recogidas por RCN.

Contemplan preliminarmente que dicho plan puede costar 60 mil millones de dólares.

“Estamos trabajando con los otros gobiernos, hay una reunión programada de ministros de Hacienda para ese propósito, para buscar un plan para el día después”, de Nicolás Maduro.

Cárdenas manifestó que para Colombia es fundamental hacer parte de ese plan de salvamento financiero porque “es el país que más rápidamente puede aprovisionar a Venezuela, brindarle los alimentos, los medicamentos, todo lo que requiera para que vuelva a retomar senda en materia económica”.