Crisis venezolana, un difícil panorama de describir, sin embargo, existe una palabra clave, un sinónimo (por decirlo de alguna manera) que en segundos retrata la situación actual de cada venezolano desde hace par de años hasta el presente: se llama necesidad.

Incontables han sido los motivos de la población para emigrar y buscar oportunidades fuera de estas fronteras; una “fuga de talentos”, la llaman expertos; incertidumbre y dolor son las palabras que piensa y dice aquel que debe detenerse en la obra del artista cinético, Cruz Diez, para repetir un “hasta pronto” obligado.

También puedes leer: ¡LO ÚLTIMO! Reportaron explosión en Cavim, Maracay : vehículos y edificios resultaron afectados (+Fotos)

Muchas veces, en ese momento hasta un “adiós” queda tatuado en el corazón de un abuelo, pues es muy probable que no vuelva a ver a su familiar, (al menos no en este plano), gracias a la ambición, sed de poder y corrupción del régimen de Nicolás Maduro.

Esta historia, un sinfín de abrazos eternos en el Aeropuerto Internacional de Maiquetía, y las miradas de tristeza e indignación que arriban a otro país, han trascendido y acaparado titulares en medios televisivos, diarios y portales web, que no dejan de reseñar este nuevo fenómeno, el éxodo de venezolanos. Una pequeña muestra de que Venezuela no vive una “revolución”, sino una “involución”.

Por este camino de evidentes ruinas, venezolanas han tenido que acabar con el honor, la pena, el tabú; aventurarse a vender su cuerpo y tener relaciones sexuales con un extraño para alimentar a su familia. Muchas han sido empujadas a esta fatídica experiencia, incluso en el exterior, donde buscan sobrevivir y encontrar una estabilidad financiera dentro el miembro de otro ser, para evitar la lista de necesidades que conlleva a vivir en su país.

Este huracán bolivariano, cada día toma más fuerza y causa destrozos y atraso a su población. Una muestra de ello, es la escasez de alimentos que al sol de hoy ha generado una denuncia de crisis humanitaria. Varios han sido los líderes políticos de otras naciones, tal es el caso emblemático del abogado uruguayo, Luis Almagro, que no cesa de alzar su voz, advertir, sugerir y hasta exigir al Ejecutivo, respuestas a las necesidades del pueblo, que muere de hambre y mengua.

Un caso realmente indignante e inaceptable para los gobiernos de EEUU, Canadá, Chile, Colombia, Perú, Uruguay, Brasil, y México (por nombrar algunos), quienes también se han pronunciado en contra de esta “condición de pobreza” y piden reflexión a la cúpula madurista.

Dicha escasez de comida y desabastecimiento, aunado a la indetenible inflación y precios inalcanzables, han llevado a una gran mayoría de personas a acostarse sin nada en el estómago, solo con una oración en la boca pidiendo que al día siguiente no se repita la historia. Son ellos, los más pobres del país, a los que supuestamente Nicolás Maduro les da prioridad, quienes han terminado en una acera esperando a medianoche el camión de la basura para “alimentarse”. Mejor residuos, que aire, pensarán.

Imágenes realmente devastadoras y lamentables, que también han resaltado en medios internacionales.

En estos casos, mucho impacta el retrato de niños con labios partidos, cabizbajos, sucios y delgados, que producto de la fuerte situación, también han tenido que recorrer las calles venezolanas y apostarse en un container de basura, cual perros callejeros, para no aguantar tanta desgracia junta.

Son los menores las principales víctimas y los más afectados de esta desgarradora situación. El mismo patrón se repite en hospitales y farmacias, la tragedia de la escasez de medicamentos en Venezuela es bárbara y las cifras lo revelan. A 90% llegó la falta de medicinas en el país este año, según Venezuela Convite, una organización no gubernamental dedicada a la defensa de los derechos de la salud.

Sin contar que aproximadamente mueren 7 niños al día, de acuerdo a diversos medios locales y testimonios del Dr. Huniades Urbina, presidente de la Sociedad Venezolana de Puericultura y Pediatría, quien señala que solo hay un culpable: la incompetente respuesta de Nicolás Maduro.

Pero los infantes y el ciudadano de a pie, no son los únicos vulnerables por la irresponsabilidad del chavismo al mando, también se habla en el exterior sobre los presos políticos y cada día van sumando.

Un tema bastante criticado en sesiones importantes de la Organización de Estados Americanos (OEA); en la Casa Blanca; en reuniones privadas entre diplomáticos y la oposición venezolana. Sin duda, las necesidades y frustraciones de los políticos del país es una de las principales causas por las cuales el mandato de Nicolás Maduro perdurará manchado hasta el fin de los tiempos.

Los próximos libros de la historia contemporánea se encargarán de reseñar cómo el oficialismo acabó aniquilando la democracia, la libertad de expresión y la tranquilidad de sus hermanos, por absurdas filosofías políticas.

Video que le puede interesar
¡ATENCIÓN! Rafael Lacava ya tomó la silla de la Gobernación de Carabobo