El farmacéutico y expresidente del Indepabis, Eduardo Samán, aseguró en el programa Encendidos, transmitido por VTV, que si un medicamento se conserva en buenas condiciones, puede consumirse aunque esté vencido y “no dañará” a la persona.

Según explicó Samán, los medicamentos se pueden conservar en cualquier lugar de la casa, “menos en el baño, porque el baño tiene condiciones de humedad muy altas. El mejor sitio es en las habitaciones, en los cuartos, siempre fuera de alcance de los niños”.

Además agregó: “¿Pero será que nos va a hacer daño? No nos va a hacer daño, porque un medicamento para que te haga daño el metabolito de la droga tiene que ser tóxico. La droga al degradarse por ese proceso, el producto de la degradación debe ser tóxico, y resulta que cuando nosotros ingerimos un medicamento, en nuestro cuerpo es degradado inmediatamente, entonces, si el metabolito es tóxico, simplemente nos intoxica. Cuando una sustancia su metabolito es tóxico, no es aprobada como medicamento. Por eso es que no hay reportes de personas que se han dañado consumiendo un medicamento vencido, no hay ni en Venezuela ni en otro país del mundo”, insistió.

Por ello, destacó que los médicos tienen que colocar los medicamentos, “así esté vencido”.

“El tema del vencimiento se toca en dos leyes: la Ley del medicamento, que es del año 2000, en esa ley se prohíbe el dispensar medicamentos vencidos para los productos biológicos, pero no lo prohíbe para las especialidades farmacéuticas y luego establece una sanción con el uso de medicamentos vencidos pero es para lo que prohíbe, los biológicos, las vacunas y todos estos productos, que la ley sanciona por usar un medicamento vencido si se produce un daño a la persona, pero si no se produce daño a la persona no hay sanción, porque la sanción se genera si hay daño”.

Seguidamente elaboró: “la otra ley es la Ley de la Sundde, que habla de que no se puede comercializar alimentos y medicamentos vencidos, pero la comercialización es una cosa, y la prescripción es otra y la dispensación son actos diferentes. Lo que prohíbe la Ley de la Sundde es la comercialización, pero cuando tú lo dispensas en un hospital y cuando lo tienes en casa, a sabiendas de que no te va a producir daños, lo puedes usar”, apuntó Samán.

Fuente: Noticias al día y a la hora.